“La Tierra sobrevivirá, pero nuestro mundo no”

El Antropoceno, la época geológica marcada por el impacto global de las actividades humanas, no existe como tal para los científicos, pese a que las evidencias parecen claras. La Sociedad Geológica de Londres ya aportó datos que lo avalan: la erosión y la sedimentación causadas por la acción humana multiplican por 24 la generada por todos los ríos del mundo; el nivel del mar, que se mantuvo estable en los últimos 7.000 años, crece ahora 0,3 metros cada siglo y esta cifra se duplicará en ocho décadas; sus aguas, tras muchos milenios sin cambios, registran desde hace un siglo niveles de acidez inéditos; la concentración de CO₂ es la más elevada de los últimos cuatro millones de años, superior en 100 millones de veces la que pueden causar todos los volcanes del mundo; y la tasa de extinción de especies se ha multiplicado hasta por 10.000. Ana María Alonso Zarza, nacida hace 58 años en Viñegra de Moraña (Ávila), directora del Instituto Geológico Minero de España (IGME-CSIC) y acostumbrada a mirar el planeta con un reloj donde cada segundo mide miles de años, advierte de la influencia de la actividad humana sobre el planeta y en la posible sexta extinción.

Seguir leyendo

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestro boletín

Ah, hola 👋
Un placer conocerte.

Regístrate para recibir contenido genial en tu bandeja de entrada, cada mes.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Promoción