12 personas infectadas a 100 kilómetros de Marsella, una persona vacunada que viajó a Francia desde Camerún y 46 mutaciones. Esos son todos los ingredientes que han convertido a la variante del SARS-COV-2 llamada B.1.640.2 en la protagonista de las últimas horas de actualidad pandémica.

El problema es que más allá de que comparte algunas mutaciones con las variantes ómicron, beta o gamma, sabemos muy poco sobre ella. Prácticamente nada. Y es que la rapidísima aparición de Ómicron ha tenido muchas consecuencias en el mundo: entre ellas, que la atención pública haya vuelto a mostrar interés en las decenas de variantes del virus que hay moviéndose por el planeta.


Hablemos de variantes

¿Qué sabemos sobre esta nueva variante? Tras la identificación, los investigadores de la Universidad de Aix-Marsella secuenciaron las muestras de la variante y llegaron a la conclusión (aún no revisada por pares) que en la B.1.640.2 tenía 46 mutaciones y 37 deleciones que dieron como resultado 30 sustituciones de aminoácidos. 14 de las cuales, incluidos N501Y y E484K, y 9 deleciones se encuentran en la proteína S (la que usa el virus para “entrar” en las células).

¿Qué significa esto? Es decir, ¿Qué implicaciones prácticas tiene todo esto? La única respuesta cabal es que no lo sabemos a medio plazo; pero, a corto, no tiene ninguna. Si la variante se ha hecho famosa es, precisamente, por esa alarma generaliza y no porque tenga consecuencias sanitarias a corto plazo ni en el sur de Francia, ni en el sur de Europa. Es indiscutible que, como hemos visto con otras variantes, es posible que B.1.640.2 nos acabe sorprendiendo, pero lo cierto es que por ahora es solo una variante más de las muchas que hemos identificado.

Eso no quiere decir que no es importante Al contrario, la identificación de esta variante (emparentada con otras cepas identificadas en la República Democrática del Congo hace meses) es, como señalan los mismos autores en el estudio, un “ejemplo de la imprevisibilidad de la aparición de variantes del SARS-CoV-2 y de su [capacidad de] introducción en un área geográfica determinada desde el extranjero”.


La noticia

“La imprevisibilidad del coronavirus”: lo que significa realmente que hayamos encontrado la variante francesa de las 46 mutaciones

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Javier Jiménez

.

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *