El Observatorio Europeo Austral logró ver la Nebulosa de la Flama a través de un telescopio que capta ondas de radio. La nueva imagen sorprende porque desvela las nubes gigantes de hidrógeno de la constelación de Orión, que se caracteriza por la formación de nuevos planetas y estrellas.

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *